Awake (Temporada Completa)

Publicado: octubre 16, 2012 en Reseñas Series TV, Series TV
Etiquetas:

“Awake” era una de las series principales de la NBC, supuestamente era “la gran esperanza” de la cadena hasta que llegó la fecha de su estreno, y no confiando en ella o en la inteligencia del espectador estadounidense se fue retrasando su estreno meses, hasta que el 1 de marzo se estrenó con buenas criticas y unos más que considerables ratings. Los rating fueron bajando, teniendo como consecuencia su cancelación por parte de la NBC demostrando que nunca ha tenido confianza ni en la serie, ni en su creador Kyle Killen, quien ya no tuvo mucha suerte con su anterior (y primera) serie, “Lone Star”.

La vida del detective de policia Michael Britten cambia tras un terrible accidente de coche con su esposa e hijo. A raiz de ello Michael se encuentra viviendo en dos mundos, dos realidades alternativas: en una su hijo ha muerto, en la otra es su mujer la que falleció en el accidente.
Tambien tiene diferentes compañeros de trabajo dependiendo de la realidad en que vive, asi como psquiatras, que le sugieren que los mundos alternos no son más que mecanismos de defensa para no afrontar la realidad, y con el fin de recuperarse psicológicamente de su trauma tiene que deshacerse de una de las ilusiones.

Awake es un híbrido entre una serie de procedimiento policial con drama familiar, y realidades alternativas, una serie muy ambiciosa con múltiples capas de la realidad y profundidad, sobre el dolor redentor de los recuerdos, los remordimientos, y la imposibilidad de enfrentarse a la dura realidad, que rompe las fronteras de lo real y lo que es falso, y reta a los espectadores a preguntarse cual es la verdadera realidad.

Nuestro detective protagonista nunca duda (del todo y solo en algunos episodios) ya no de su cordura, sino de sus convicciones, él es feliz viviendo sus realidades y no quiere una posible cura, planteándonos algunas preguntas interesantes éticas y morales sobre la enfermedad mental.
Es más feliz en sus sueños, en sus realidades alternativas, porque cuando está soñando, puede olvidar lo que ha perdido. Sin límites claros entre dónde termina una realidad y empieza la otra, no tiene ni quiere romper las líneas duras y frías que romperían sus ahora mundos “perfectos”.

A pesar que nuestro protagonista vive a gusto con sus propias realidades, sabemos que llegará un momento en que se debe enfrentar a la verdad, en que acepte que una de estas nuevas vidas no es real, tendrá que decir adios a uno de sus seres queridos, despedirse de alguien y ese será su mayor obstaculo, ¿sera capaz de hacer frente a la verdad o seguira adelante con sus propias realidades?.
¿Aunque de verdad tendra que hacerlo?, ¿o en realidad todo es un sueño?, ¿esta en coma?, ¿o muerto?… algunas de estas preguntas (las principales) se cerrarán al final, con mayor o menos satisfacción para el espectador, otras (más secundarias) al ser una serie cancelada y haber dejado varias puertas abiertas para profundizar la historia y los personajes más adelante, se dejan abiertas.

“Awake” es una gran serie muy recomendable a pesar de haberse cancelado, que sin duda hubiera dado mucho más de sí, si se le hubiera dado la oportunidad, aunque hubiera sido aún mejor si se hubiera creado hace unos años, antes de la existencia de la fabulosa y ya serie de culto inglesa “Life on Mars”, ya que me es imposible no llegar a compararlas.

Los mejores momentos de esta serie al igual que en “Life of Mars” son aquellos en que el personaje sufre paranoias y visiones, que nos hacen dudar de la cordura del personaje y de las realidades alternativas que nos presentan en la historia, preguntándonos si la realidad en que vive nuestro personaje es otra a la que nos presentan.
También las secuencias que el detective Michael Britten comparte con los psiquiatras de cada realidad, excelentemente interpretados por BD Wong (Oz) y Cherry Jones (24). Ellos se convierten en las personas con las que él habla acerca de todo lo que sucede en sus vidas, intentando dar sentido a lo que le sucede.


Jason Isaacs (Brotherhood) con gran carisma y los toques necesarios de dramatismo es el encargado de interpretar a Michael Britten, un hombre traumatizado, que se enfrenta diariamente a la realidad y la niega, que no está deseperado por conocer la verdad, el disfruta y quiere vivir de cada realidad, no quiere renunciar ni a su esposa ni a su hijo. ¿Porque debe hacerlo?, él es feliz asi, y supuestamente no hace daño a nadie, ni a si mismo.

En cada realidad, en las que necesita vivir una vida de orden y control para organizarse y mantenerlas bien diferenciadas, trabaja en dos casos policiales en teoria diferentes pero conectados entre si de alguna manera, lo que nos hace dudar tanto a nosotros como al protagonista de lo que vemos, de que haya algo más que no nos cuentan. Las pistas y diversos detalles se cruzan de un mundo a otro, sirviendo al protagonista para utilizarlas para resolver los cirmenes. Estos casos diferentes en cuanto a criminales y victimas, se resuelven de manera muy diferente, si en una realidad acaba resolviendo el caso de manera favorable, con un final feliz para los implicados, en la otra, se hace de manera más tragica.

Injustamente “Awake” ha sido cancelada antes de convertirse en lo que prometía, en una serie de culto, pero nos deja una gran serie, y nos descubre un nombre, Kyle Killen, un guionista a seguir y tener muy en cuenta.

Story of a man

Publicado: febrero 20, 2011 en Reseñas Series TV, Series TV
Etiquetas:


“Story of a man” (tambien conocida como The Slingshot) es uno kdrama mas complejos y ambiguos que he podido ver, no es una serie sobre romances (aunque esta presente la relación amorosa entre diversos personajes, no es ni siquiera un tema secundario), ni una serie de estafadores al estilo “ocean´s eleven” como en un principio parecía que iba a ser, sino mas bien un drama oscuro sobre la venganza, el deseo de poder y dinero que puede llegar a absorber y transformar incluso a la persona mas inocente, el amor que se transforma en odio entre un padre y un hijo, el amor obsesivo de un hermano, y la psicopatía.


Como es habitual en esta clase de series, unos primeros capítulos nos presentan los personajes y las situaciones que llevaran a la trama principal de la serie, trama que a mitad y final, puede dar un giro inesperado, como en esta serie.

Nuestro protagonista Kim Shin, acaba en la cárcel tras intentar asesinar al culpable de las difamaciones que han hecho que su hermano mayor se suicidara.
Allí a fuerza de voluntad ira madurando y conociendo futuros aliados para su venganza contra el supuesto verdadero culpable de las difamaciones, un gran empresario con un hijo frió y cruel al que solo le importa el poder, y una hija joven e inocente que solo puede disculparse de las “maldades” de sus familiares.
Cuando sale de la cárcel, Kim Shin comienza a planear su venganza, aunque el camino sera difícil y estará lleno de obstáculos, falsas verdades y puede provocarle mas dolor que satisfacción.


Estamos ante una serie muy inteligente llena de intriga y emoción, que se sale un poco de los tópicos de los kdramas, de los esquemas establecidos, y de los buenos y malos de la película, ya que todos tiene sus motivos. Una serie que capitulo tras capitulo nos mantiene enganchados gracia a su enmarañada trama, sus cliffhangers y sus personajes, que como de costumbre están perfectamente desarrollados y profundizados.
La verdad es que en ciertos momentos la serie se hace demasiada difícil de seguir, a causa de la terminologia y lo enrevesado de algunas situaciones, pero a fin de cuentas, como es igual de inverosímil que aquellas series que no buscan tanto realismo y veracidad (por ejemplo Leverage), te dejas llevar para disfrutar del resultado final, perfectamente entendible.


Aunque hay un sin fin de personajes y todos ellos tienen sus funciones en la serie y en el grupo de estafadores/ladrones (el maestro del disfraz, el informatico, el cerebro, …..); dos personajes y actores son los principales de esta serie, que con unas interpretaciones muy intensas, emprenderán una batalla de personalidades e ingenio.
El tristemente desaparecido Park Yong-ha (On Air, The Scam) es el protagonista de nuestra historia, un joven inocente algo egoísta que con mas testarudez que ingenio iniciará su venganza contra el personaje de Kim Kang-woo (Marine Boy, A Better Tomorrow), un frió y calculador joven que hará todo lo posible para lograr su propósito y de paso destruir a Young-ha


Tras ver esta serie de la KBS entiendo la fama y exito que cosecho en el 2009, no solo al ganar numerosos premios dentro de Corea, sino fuera (hasta tal punto que se compro sus derechos para realizar un remake norteamericano), ya que “Story of a man”, es una gran serie muy universal; pero aunque estamos ante una serie bastante solida y muy bien realizada, no es del todo redonda, ya sea, entre otras cosas, por lo extravagantes que son algunos de los personajes (véase el hacker con cierta semejanza a L de Death Note, y en especial al malote de turno, un psicópata histriónico), como por ese final sin mucho sentido preparado para una posible segunda temporada que nunca existirá.

Puntuación 7/10

Harmony

Publicado: febrero 17, 2011 en Cine, Reseñas Cine Asiatico
Etiquetas:,

“Harmony” no engaña a nadie es una de esas películas llenas de buenas intenciones que depende de que día te pille puede llegar a gustarte o no (y llegar a tocar la fibra sensible o no). Un melodrama inspirado en un coro de una cárcel femenina, no podría dar mas de si que una película emocional y edificante.

Jeong-hye, mato a su marido en defensa propia. En el momento de su detención, estaba embarazada por lo que el bebé nace cárcel. Meses mas tarde, tiene que dar en adopción a su bebé. Su historia y la del niño sensibilizara a las carceleras y a las reclusas, por lo que se formara un coro de música para que Jeong-hye este fuera de la cárcel con su hijo por lo menos un día, con la ayuda de entre otras, Ok Moon una ex-profesora de música que está en el corredor de la muerte por asesinar a su marido y la amante de este, en un ataque de celos.


Sin mas intenciones que hacernos pasar unas agradables dos horas, la película no profundiza en terrenos peliagudos o morales, nos edulcora la realidad, por lo que esta asegurada la previsibilidad y la manipulación (aunque no en exceso) de sentimientos.
Aun así (aunque solo de pasada, de forma muy rápida y ligera) no se olvidan de tocar unos cuantos temas sociales, como la necesidad de reformas peniteciales y de leyes, la discriminación de clases sociales, las segundas oportunidades, ………


Las mujeres protagonistas, todas ellas, tienen unas razones mas o menos justificables para su delitos (crímenes pasionales, autodefensa, accidentes, …..), por lo que se nos es muy fácil cogerles simpatía.
Así que tenemos una buena cantidad personajes arquetipos, pero funcionan a la perfección, al igual que los mensajes de perdón y redención, y demás temas tópicos que aparecen en la cinta.

El tema musical, el de la formación del coro, adquiere protagonismo en algunos momentos, sobretodo hacia el final, sirviendo tanto para unir a los personajes, como de hilo conductor y de desarrollo de la historia.


La verdad es que es extraño cuando un drama carcelario presenta un ambiente “tan agradable”, pero que queréis que os diga, consigue con éxito su objetivo, entretener y conmover, gracias en especial al buen reparto femenino, y en especial a la televisiva e internacional Kim Yoon-jin (Yesterday) y Nah Moon-hee (Mission Possible: Kidnapping Granny K), una de esas “halmoni” (abuelas) surcoreanas siempre presentes y excelentes donde aparecen.

Puntuación 5/10

A Barefoot Dream

Publicado: febrero 15, 2011 en Cine, Reseñas Cine Asiatico
Etiquetas:,

A Barefoot Dream llegó a cines surcoreanos en junio, en plena fiebre del Mundial de Fútbol de Sudáfrica consiguiendo un considerable éxito en taquilla, lo que junto a su selección por parte de su país para ser la candidata para los Oscar a mejor película de habla no inglesa, la convertía en una de las cintas surcoreanas del año, en una de las imprescindibles.
Claro esta, esto era a priori, una vez vista podemos comprobar el resultado y la verdad, no decepciona, estamos ante un drama deportivo algo sentimental y manipulador (aunque sin llegar a caer en la sensiblería) pero reconfortante y conmovedor.


El director Kim Tae-gyoon (Volcano High School, Crossing) a través de una dirección enérgica, emocionante y realista, y un guión solido, nos trae esta película basada en hechos reales que nos cuenta la historia de Kim Shin-hwan, un ex-futbolista que tras fracasar en su país, se marcha a Timur Oriental a entrenar un grupo de niños.
A pesar de la inexperiencia del entrenador y la pobreza en que viven los niños que ni siquiera tenían zapatos para jugar, con esfuerzo e ilusión serán capaces de cualquier cosa.


Es verdad que esta película tiene muchos trasfondo en el que no se indaga, no se profundiza tanto en el tema social y político, como en la caracterización de los personajes, ni siquiera en la historia real del propio entrenador; pero esta simplificación de guión se debe a que tampoco es su intención, en ningún momento quiere ser una película reivindicativa, sino mas bien un drama deportivo de superación personal.

A Barefoot Dream sigue los esquemas clásicos de los films de este subgénero; un equipo sin futuro y mal avenido, es entrenado por un perdedor que acaba convirtiendo lentamente en mejor ser humano cuidando y unificando al equipo.
Además, aunque evita acercarse demasiado a temas mas serios, si que los toca lo suficiente para darnos una sensación de peligro e inestabilidad social y político en el país, lo que posteriormente ayuda en ese mensaje que se da, y se suele dar en esta clase de películas, de que el deporte es algo mas, y puede unir personas y países.


Los niños de la película son adorables, la mayoría son miembros actuales del equipo de Kim Shin-hwan, y los secundarios de la película aportan su granito de arena a la pelicula, pero es el actor en alza, Park Hee-soon (A Million), el absoluto protagonista.
Park Hee-soon con gran carisma interpreta al ex-jugador de fútbol arisco y frustrado, que poco a poco va transformándose, madurando y adquiriendo responsabilidad y valores.
Para este film, tuvo no solo que recibir una formación especial como entrenador de fútbol juvenil, sino aprender diversos idiomas (el portugués, ingles, indonesio y tetun) que va intercambiando y utilizando a lo largo de la película de forma muy curiosa (pero para nada forzosa).


A Barefoot Dream quizá no venga avalada por premios y presentaciones en festivales, quiza sea una película convencional y predecible, pero no por ello deja de ser una gran película de lo mas atractiva que merece mas repercusión (sobretodo internacional). Un entretenimiento muy solido y humano que nos llegara al corazón, y hará las delicias a los amantes del drama deportivo.

Puntuación 7/10

My Fair Lady

Publicado: febrero 12, 2011 en Reseñas Series TV, Series TV
Etiquetas:

Tras ver Coffee Prince quede encandilada por los chicos de la serie y la protagonista, Yoon Eun-hye, que con gran carisma y desenfado me maravillo, así pues me dispuse a ver otro de sus kdramas, la serie de la KBS del 2009, My Fair Lady, y que tras verla, comprendo la decepción, las criticas a la actriz (poco versátil) y los relativos malos resultados de rating que tuvo.

My Fair Lady es un drama romántico muy predecible, algo cansino y muy tópico, que tengo que confesar que acabe de ver simplemente por el actor y cantante Yoon Sang-hyeon, el protagonista masculino de esta serie y que ahora me esta volviendo a enamorar con su papel secundario en el exitoso kdrama, Secret Garden.
Yoon Sang-hyeon con gran carisma y simpatía, interpreta a uno de esos personajes tan tópicos pero a los que le tengo tanto cariño, a un estafador de poca monta de buen corazón, a un perdedor de lo mas encantador.


Yoon Sang-hyeon es un joven endeudado que hace lo que puede para ganarse la vida, aunque su especialidad es estafar a mujeres adineradas que quedan prendadas con sus encantos. Tras un incidente con una joven heredera en el que acaba en la cárcel decide vengarse de ella y apoderarse de su corazón y dinero, para ello se convertirá en su mayordomo personal. Aunque como es de esperar, el que acaba perdiendo la cabeza por ella es él.


Yoon Eun Hye interpreta en la serie a una niña rica bastante insoportable que lo tiene todo en la vida menos el amor, es una joven despreocupada, testaruda, y egoísta, que trata a todo el mundo como sus “lacayos”; que ira cambiando poco a poco gracias al personaje de Yoon Sang-hyeon que la trata bruscamente y le presenta todas las verdades sobre la vida.

Yoon Sang-hyeon esta encantador en esta serie, es quien lleva adelante hasta su final y roba el protagonismo y la atención a Yoon Eun Hye. Quizá no sea un actor de carácter o de método, y por sus otros papeles quizás se interprete así mismo en la pantalla, pero si que presenta las necesarias dosis de dramatismo, desparpajo, humor y carga psicológica, en el momento oportuno para su personaje y la serie, haciéndola llevadera.

Puntuación 4/10

Troubleshooter

Publicado: febrero 10, 2011 en Cine, Reseñas Cine Asiatico
Etiquetas:,

Diversion pura y dura con un, como es habitual, carismático Seol Kyeong-gu (trilogia Public Enemy) es lo que nos ofrece este entretenido thriller de acción puramente palomitero.

Troubleshooter se desarrolla y gira entorno a los instintos de supervivencia de nuestro protagonista un ex policía que se convierte en sospechoso de una serie de asesinatos. Mientras huye de aquellos que le acosan y persiguen tendrá que limpiar su nombre, todo ello en 24 horas de lo mas estresantes como si del mismísimo Jack Bauer se tratara.

Con un tono muy ligero y un ritmo rápido, se nos mezclan abundantes escenas de persecuciones y hostias, con una trama de conspiraciones y alguna que otra escena dramática.


Kwon hyeok-jaen (asistente de dirección y coguionistas de Dachimawa Lee); cuenta para su debut en la dirección en esta película con dos grandes a su lado, la estrella Seol Kyeong-gu como absoluto protagonistas, uno de los actores mas conocidos, taquilleros y regulares de Corea del Sur, y a Ryoo Seung-wan (The City of Violence y Arahan) como coguionista, uno de los directores mas interesantes de la actualidad.


Troubleshooter logra lo que pretende, hacernos pasar una entretenida hora y media, y para ello cuenta con un ritmo vertiginoso, una buena banda sonora, un guion coherente, un buen reparto, y mucha acción, acción trepidante en sus persecuciones y violentas y salvajes en sus peleas a puñetazo y patada limpia (vease la escena del baño o la del final).

Puntuación 6.5/10


Por mucho que produzca y supervise, Reign of Assasins, no es una película de John Woo (aunque es un director como muchos otros que puede hacer malas películas, sino ver la mayoria de los trabajos que ha realizado en Hollywood), si tenemos claro eso y dejamos de tener expectativas tan altas, es posible disfrutar de este entretenidísimo wuxia con sabor a clásico con algún elemento más de ciencia ficción que fantástico, impresionantes e imaginativas coreografías de acción, y unos personajes carismáticos.

La acción, el romance y la fantasía se mezclan en este esta película con muy buen ritmo, en donde, desde el primer minuto se va al grano. Un prologo de cinco minutos nos pone en situación histórica, y en unos pocos mas nos introduce la trama y los personajes.


El retorno al wuxia de Woo que dirije Su Chao-pin (Silk), nos narra una enrevesada trama en la que una mujer consigue encontrar los restos de un místico hindú que guardan algún poder, y deja al grupo de asesinos al que pertenece para poder ir a llevarlos a su legítima tumba. Para ello lleva a cabo una drástica operación de cirugía facial (?) y se cambia de nombre, y de vida, casándose incluso.
Después de ser descubierta por la organización de asesinos descubre que su marido en realidad es el hijo de una de sus antiguas victimas, que sigue buscando al asesino de su padre sin saber que es su propia esposa.


Aunque tiene sus altibajos, sus situaciones incoherentes, y no es particularmente original, Su Chao-pin crea su propio “reinado de fantasía” gracias en especial a sus personajes, tanto principales como secundarios, que a pesar de presentar sus tópicos, son de lo mas carismáticos y llenos de características especiales e incluso estrambóticas (una ninfómana, un obseso de los fideos, un mago creído, un malo con razones ocultas, ……).

Michelle Yeoh y el surcoreano Jung Woo-sung (El bueno, El malo y El raro), son la pareja protagonista que presenta una muy buena química. Ambos crean unos personajes complacientes, Yeoh, en su papel de antihéroe en busca de redención, y Woo-sung en su papel de héroe romántico.


Reign of Assasins es un digno entretenimiento, al que, sí, hay que dejarle pasar ciertas licencias, pero si nos dejamos llevar no proporcionará dos horas de diversión.

Puntuación 6/10.