Posts etiquetados ‘SITGES 2008’

The Cottage

Publicado: octubre 27, 2008 en Cine, Especiales, Reseñas Cine Occidental
Etiquetas:,

Sigo reseñando películas de Sitges que estoy viendo por otros medios. Hoy The Cotagge una simpática y divertida película inglesa independiente de Paul Andrew Willians y protagonizada por Andy Serkis y Reece Shearsmith.

En “The Cottage” se nos narra la historia de dos hermanos que deciden secuestrar a la hija de un mafioso para conseguir algo de dinero para arreglar sus pobres vidas. Pero las cosas se complican a causa de su ineptitud, la mala leche de la secuestrada y su padre, y los misteriosos presagios de los habitantes del pueblo que les advierten de que los forasteros suelen acabar muy mala.


La película tiene dos partes muy diferentes entre sí; la primera parte es un thriller que podría ser la que comparan con “Fargo” (sin llegar a tal calidad) y la segunda un “slasher” que se asemejaría a “La matanza de Texas”. La dos parte están realizadas con un tono paródico humorístico, que la hace original y diferente.

Unas correctas interpretaciones, unos personajes de lo mas hilarantes, un guion resultón, un introducción de abundantes toques de humor negro y de gore, un buen ritmo narrativo, una ambientación muy a lo serie B, ….. dan de sí un buen resultado, consiguiendo una película entretenida sin mas intención que hacernos pasar un buen rato, en la que destacaría lo cabrona que es la secuestrada y el momento del pie amputado, entre otras situaciones “divertidas”.

Puntuación 6/10

Anuncios

Curiosa y trillada película que mezcla las películas estudiantiles de adolescentes y las películas de zombies. A pesar de ello, no aporta nada al género, pero no por ello deja de cumplir con sus pretensiones, las cumple y con creces, nos hace pasar una entretenida noche.

Ajenos a los extraños sucesos que se producen en el cementerio cercano, los estudiantes de la Cosa High School no piensan en otra ‘cosa’ que en el baile de graduación. Una noche de fiesta en la que hasta los muertos saldrán de sus tumbas.


Esta película llena de cliches en cuanto a personajes hay que tomársela como es, un simple divertimento, lleno de momentos divertidos, y disfrutables, y muchos homenajes; a la que hay que concederle mucha “cancha”, para pasar por alto las diversas incoherencias de la historia, además de las diversas licencias que se ha tomado a la hora de recrear el tema de los zombies.

La película a pesar de tratarse de una obra menor y no poseer un gran presupuesto, si que está perfectamente realizada por Gregg Bishop ,e incluso, y sorprendentemente en el apartado interpretativo, todos los jóvenes protagonistas están muy solventes en sus respectivos papeles.

Dance of the dead, es una película que por sus intenciones y desparpajo, hace que destaque a pesar de no ser una gran película, lastima no haberla podido ver en el maratón de Sitges, donde el ambiente hubiera sido más propicio (anqué según me contaron tampoco tanto)

Puntuación 6/10

Sitges 2008. No hemos acabado.

Publicado: octubre 15, 2008 en Especiales
Etiquetas:


El festival hace unos días que acabo, con un siempre polémico palmares, una la mala organizacion, y este año una polémica añadida los controles. Aunque mejor olvidarnos de ello, aquí lo mas importante son las películas, y quedarnos con las buenas experiencias.

Aunque haya acabado el festival, eso no quiere decir que haya acabado con las reseñas de las películas de Sitges, porque al igual que hice antes del festival, hay mas de una película que ya tengo en mi poder y que comentare, si puedo, entre esta semana y la que viene.

Estas son las reseñas que he ido haciendo, tanto de las peliculas que pude ver en el mismo festival como por otros medios.

The Detective

THE WARLORDS

CJ7

THE CHASER

Transsiberian

CROWS ZERO

Hansel y Gretel

Mongol

Mirrors (Reflejos)

DANTE 01

THE MOSS

YOUR NAME HERE

Monster X Strikes Back: Attack on the G8 Summit (GUILALA)

FREEDOM

THE SKY CRAWLERS

VINYAN

THE GOOD, THE BAD, AND THE WEIRD

GOD´ S PUZZLE

THE BURROWERS

20th CENTURY BOYS

JCVD

Sitges 2008. "Estado Policial"

Publicado: octubre 14, 2008 en Especiales
Etiquetas:

Este año, todos hemos coincidido en lo mismo, el no saber exactamente porque, pero hemos acabado con una sensación de desencanto, ya no sé si, porque este año hemos tenido películas más repartidas, o porque el nivel ha de invitados y proyecciones ha sido más baja, o por las estrictas medidas de seguridad que hemos sufrido en algunos pases, como si fuéramos terroristas o algo peor segun la SGAE, piratas.

Todos los años la organización del festival tiene fallos, muchísimos, pero a fin de cuentas se lo perdonas, ya que siempre he considerado el festival como algo familiar, y a la familia le perdonas todo; pero de ahí a tratarnos de la manera que nos trataron, y encima pidiendo respeto cuando ellos no lo han tenido ni lo más mínimo.
El pase de la mañana de Repo! lo comente en su día, aquí, si ese que se cancelo por el temor a la piratería; el de la noche, aunque si que se proyecto la película no fue mejor; comente que lo relataría aquí, tras hablar con un amigo que acudió ese día, me remito a las declaraciones, a los comentarios que he tenido en esa entrada, porque son un testimonio más personal, veraz, y emocional, que el que puede relatar ahora.
Tan solo resumir, que no solo la película empezó mas de una hora tarde, y pasaron por la vergüenza e humillación de pasar por un control de metales como si fueran vulgares delincuentes, sino que Angel Sala, director del festival, no pidió disculpas sino que pidió respeto, cuando no se ofreció alguno por su parte.

Nuestro segundo pase de control fue en The Burrowers, este, puede que fuera más organizado (a pesar que se retraso todo por su causa), y lo primero que nos dijeron fueron disculpa (incluso el propio director de la película), pero a fin de cuantas igual de indígnate.

Sitges está perdiendo la esencia, se hace grande, lo entiendo, tiene que traer películas no fantásticas para agradar a más público, y traer más publicidad, y con ello, sacar más pasta y demás chorradas. Por lo que vemos películas que no será posible verlas nunca en pantallas de cine ni en DVD en nuestro país, relegadas al Retiro y el Prado, a horas imposibles o maratones nocturnos, en cambio, vemos películas no tan fantásticas, a punto de estrenarse, y masivamente, a horarios buenísimos, y en el auditorio.
Lo entiendo, el festival es un negocio, hay que hacerlo rentable, lo que no entiendo es que cada año vayamos a peor, en cuanto a organización, y respeto al público. Mientras se compensa a críticos con pases especiales de películas canceladas, los aficionados, el público, que somos los que pagamos entrada y somos los que según Sala, hacemos el festival nos jodemos, somos tratados como vándalos, y como irrespetuosos.
Quien debe dar la cara ante nosotros el público, son los responsables del festival, y si estos no dan explicaciones o piden perdón, me da igual quien haya tenido la culpa si la productora, el director, el festival, ……; porque son ellos son que deberían haber sido lo suficiente considerados, para no bajarse los pantalones ante la productora, y tenernos en cuenta.

Los zombis invadieron Sitges este año.

Los aficionados somos reincidentes, y el festival lo sabe, acudimos año tras año, a pesar de todas las putadas que nos hacen sufrir, porque nos gusta el cine, porque amamos este tipo de eventos, y porque somos incorregibles, y porque siempre encontramos algún punto positivo en la experiencia, que es ni más ni menos que disfrutar de una semana fantástica llena de buen cine, grandes encuentros, y conversaciones.

El año que viene asusta y mucho, no solo que se siga con una organización desastrosa, sino que se extienda los controles; pero ahí estaremos, disfrutando del homenaje a Alien y Cazafantasmas (¿¿¿vendra Sigourney Weaver????), esperemos que de nuevo en buena compañía, y mas suerte que la de este año en cuanto a famosos, horarios y películas.

El año que viene todos a ver los Cazafantasmas.

PD: Tendrian que replantearse un poco lo de los invitados, este año ha sido muy pobre, y encima les han fallado; y tambien, lo de a segun que personas darle los premios honorificos y demas, porque, que Ferrara le importara una mierda completa el premio que le dieron, es para replantearselo, ¿no?, por muy borracho que fuera, que lo iba.


Después de “The Good, The Bad, The Weird”, esta es la película que mayor ilusión tenia por ver, y mi favorita del festival, también después de esta.

Tengo que admitir que no soy fan del Jean-Claude Van Damme, para nada, incluso me parece bastante odioso, y las pocas películas que he visto de él, me han parecido malas, pero después de esta película, de este atrevido experimento por parte del actor, con el que podría dar un giro a su carrera (como lo ha hecho recientemente Mickey Rourke, y antes de este otros), me ha caído simpático, por lo que estaré más atenta a sus futuros proyectos, y por lo menos espero que, aunque sea con más de lo mismo, levante cabeza.

Jean-Claude Van Damme desolado porque su carera no va bien, porque anda falta de dinero, y acaba de perder la custodia de su hija, decide tomarse unas vacaciones, volver a casa, a Bélgica, y visitar a madre; pero por diversas circunstancias acaba involucrado en el asalto a una oficina de correos.


Mabrouk El Mechri, admirador de Van Damme desde que era joven, decide darle una oportunidad de única para reinventarse a sí mismo, con esta película que nos muestra una estrella en horas bajas, un ser humano desgraciado, si desgraciado como lo es a fin de cuenta la película, porque como se dice en ella, esto no es una película sino la realidad, por lo que no hay una salida fácil.
La película se centra en la figura de Van Damme, en su humanidad y sentimientos, en la persona, no el actor, y este no deja pasar la oportunidad, haciéndonos reír, reflexionar, y emocionar, en esta película irónica, tierna y desternillante.

JCVD va mas haya de autopàrodia, es más seria, profunda, oscura y realista de lo que da entender, y además tiene una producción y dirección impecable, y se demuestra desde el principio, con un excelente plano-secuencia al inicio, seguido de uno tras otro, a destacar el monologo, en la segunda mitad de la película, en donde Jean-Claude repasa su vida sin ningún tipo de delicadezas, su ascenso y descenso en su carrera profesional y su vida, con visibles lagrimas en los ojos, un monologo de lo más sincero, que puede acongojar, incluso a los más duros espectadores que hayan podido ir a ver una película simplemente de mamporros.

La verdad es que llevo siguiendo esta película desde casi su inicio de rodaje, de las primeras noticias de su existencia, y no me ha defraudado en absoluto, todo lo contrario, me ha sorprendido aun más de lo que me imaginaba, por su originalidad, sinceridad y frescura.

Puntuación 8/10


Tengo que admitir que esta era la película a la que tenía más miedo, debo ser, junto a Pasa, la única persona, que el tráiler le parecía horrendo, pero aun así, había que ir a verla, había que darle una oportunidad, y aunque la experiencia ha sido menos dolorosa de lo que me imaginaba, eso no quita que estemos ante una mala película.

Esta película, es la primera parte de una trilogía, que adapta el célebre manga de Naoki Urasawa, en la que se nos cuenta, en diferentes épocas de sus vidas, las aventuras de un grupo de amigos, que tiene que combatir la malvada organización liderada por “amigo”, que estará más relacionada, de lo que puedan imaginar con sus vidas.


Me extraña muchísimo y me es inconcebible, que haya gente, no que diga que le haya gustado la película, sino que se atreva a decir que está bien realizada (bueno de Death Note, también se atreven, también), porque, no solo tiene una producion muy convencional (a pesar de presentarnos diversos tonos, según las épocas que se nos presentan, y segunda avanza la película, y la historia se vuelve más oscura), sino que está montada y dirigida con el culo, llegando a momentos ridículos o a tal extremo que parece que estemos ante un telefilm barato y dirigido por un “amateur” (véase en concreto el flashback de la hermana de Kenji, y cada vez que aparece amigo)

Para colmo, tiene unas actuaciones de pena, en particular de su protagonista Karasawa Toshiaki, cada demostración de asentar algún registro a su actuación, y en concreto, a la hora de llorar o mostrar algo más de fuerza en su interpretación que poner cara de empanado, es patética. Muchos justificaran las malas actuaciones, con que se ha buscado una gran semejanza con los personajes de la obra de Urasawa, y no discuto su gran parecido, sobretodo los niños, que a fin de cuanta, también son los que se salvan de la quema, en el apartado interpretativo; pero ….. ¿no hubiera sido mejor, olvidarse de esta similitud hasta cierta medida, y intentar contratar a buenos actores, sino por lo menos correctos pero con carisma, para dar credibilidad y personalidad, a los personajes y la historia?. (Takenaka Naoto que sale simplemente un minuto en la película, aporta más talento, gracia y carisma en ese tiempo, que todo el reparto adulto al completo durante toda la película)

La banda sonora a tampoco se salva, en momentos llega a ser risible y molesta, sin fuerza y pasión, salvo, claro, los clásicos de rock como la canción de T-Rex, que da nombre al manga y la película. Un ejemplo más que visible de lo que comento es en la parte final de la película, el de la Nochevieja del 2000; por cierto, una escena rodada sin pizca de emoción.


En conjunto, la película da vergüenza ajena (había momentos en que no sabía cómo colocarme en el asiento), pero la historia adapta fielmente la obra original, por lo que, a pesar de todo ello, tiene ciertos puntos de interés, ya que la historia es lo suficientemente atrayente, y avanza con gran rapidez (incluso hay veces que demasiado rápido, pudiéndose perder algún espectador que no haya leído el manga) para aguantar el ritmo, durante las casi dos horas y media que dura la película. Sin embargo no aportara nada nuevo, a aquellos que hayan leído el manga, por lo que a la falta de pasión que mostraba la película ya por sí misma, se le une la falta de, sorpresa, suspense y tensión.
Al igual que el manga, las mejores partes y las más emotivas (en la película, también mejor realizadas), para mí son las de los flashbacks, en donde se nos cuentan las aventuras de nuestros protagonistas cuando son niños, con su envidiable inocencia y amistad, y crean un inocente juego, que acaba más adelante, convirtiéndose en su mayor pesadilla, y la de la humanidad; una lástima que no se le dé más importancia a esta parte.


20th Century Boys, es un proyecto muy ambicioso, por lo que no entiendo porque se ha optado por el camino de simplemente adaptar al pie de la letra el manga, sin ir más lejos, y no el de hacer una buena película, con un buen director y actores, cuando hay muy buenos donde elegir; la historia se lo merecía, y creo que hubieran sido más respetuosos haciendo una buena película, que haciendo una película a servicio de la historia, sin pizca de personalidad y calidad.

Puntuación 4/10


Esta es la película del festival que con mayor curiosidad (no ganas) me acercaba, por su mezcla de géneros, el western, un género que cada vez aprecio más, y terror con “criaturas”, especialidad del género de terror que más me divierte.
La combinación parecía perfecta, pero el resultado no ha sido tal, quizá porque bebe mas del western que del las criaturas feroces.

Tras el supuesto ataque de una familia por unos indios, se organiza una partida de búsqueda para encontrar lo antes posible, a las hijas de esta, que pueden haber sido secuestradas. Este grupo estará formado por cuatro hombres que viven por la cercanía y conocen a la familia, y una patrulla del ejército. Una vez empezado el viaje, se dan cuenta de que hay alguien o algo más detrás del ataque.

La historia se desarrolla en ese largo viaje en busca de la familia desaparecida, en él, se presentan las diferentes personalidades de los personajes y los conflictos personales y del grupo; aligerando la historia se aporta algún que otro golpe de efecto y de terror, con la misteriosa aparición y desaparición de las criaturas (que no veras en su totalidad hasta el final casi de la película).


El director, J.T. Petty, tiene un comienzo prometedor, aunque por desgracia, también anuncia lo que supuestamente nos vamos a encontrar en la película; un ritmo tranquilo y ambiente angustioso, más que una película de “carnaza”.
Pero una vez se va desarrollando la historia, no ves mas, ni por ningún lado ese ambiente, se pierde enseguida, ya que la pelicula carece de la profundidad necesaria (tanto en la historia como en los personajes) para hacerla oscura, seria, creíble, y ante todo aterradora.
Sin conseguir ni siquiera eso, te planteas, que hubiera sido mejor ir a lo “burro”, que era lo que esperábamos, o simplemente, olvidarse del terror y dedicarse a hacer una película convencional del oeste, ya que a fin de cuentas, esa parte es la más lograda, con una fotografía y ambientación, notable.

Una lástima, porque la película tiene un buen material para ser memorable, pero acaba aportando menos acción y diversión de la que prometía, aunque hay que admitir, que si el suficiente entretenimiento, para disfrutar de una divertida hora y media, y olvidarte de la mala leche con la que has entrado, tras de nuevo, sufrir un chequeo, con detector de metales incluido, como si fuéramos, vulgares delincuentes.

Puntuación 5/10